Ámbito Favorable a la Innovación

 

 

El desajuste de la persona con su puesto de trabajo trae como consecuencia bajo rendimiento y desgaste anímico. Esto, por no encontrar sentido a lo que hace.

 

Para lograr un ambiente propicio que fomente la innovación, es necesario un trabajo con un objetivo claro (que tenga sentido para él), sintonizado con su motivación interna (pasión), reconocimiento, valoración y confianza en su trabajo (autonomía y satisfacción personal).

 

Cada persona posee talento y vocación para un tipo de labor, y la estructura jerárquica, donde una persona dirige y motiva a un grupo a su cargo, no se ajusta a esa realidad.  Es necesario una estructura horizontal donde cada integrante del grupo es líder en un aspecto del proyecto, como lo organizacional, técnico, legal, comercial, comunicacional, etc.

Pero para ello es necesario conocer el potencial y vocación de cada integrante del grupo.

 

Esto que parece más cerca de la filosofía que del mundo laboral, es imprescindible si queremos echar mano a la creatividad y la innovación.

 

volver

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS ©